Sangre, sudor y lágrima

photo_2018-12-27_20-28-44
Faltan pocos días para que acabe este año de 2018 y lo hace con un balance nefasto para los/as trabajadores/as eventuales de Correos. Entre otras cosas, hemos asistido a otra pantomima de examen amañado por la empresa y sus secuaces los sindicatos.

Previamente nos despojaron denuestra antigüedad,para que cualquier candidato externo sin experiencia y con titulación universitaria, tuviese más puntuación y oportunidades que nosotros.

Mmuchos compañeros, también se vieron excluidos de las listas, y mujeres con hijos a su cargo fueron arrojadas al paro sin ningún miramiento.

Mientras tanto, las condiciones de trabajo empeoraban día tras día con la avalancha de
la paquetería. La codicia del negocio de Amazon, que proporciona pingües beneficios a la empresa, supone al mismo tiempo un flagrante fraude al Servicio Postal Universal y mayores exigencias y más carga de trabajo para una plantilla reducida a su mínima expresión.

Uno de los efectos más perniciosos de esta política neoliberal, han sido los accidentes sufridos por un número cada vez mayor de compañeros: asustados, intimidados, amenazados por los jefes, salían a reparto con sus motos en estado de angustia y estrés permanente y por temor a una evaluación negativa, intentaban repartir más de lo que podían, hasta el punto que algunos pagaron ese afán con su vida.

Triste tributo, tener que arriesgar la salud y la vida para ganarse un mísero sustento, mientras los directivos de la empresa engordan cada vez más y los sindicatos traidores se ponen medallas, fingiendo acuerdos y negociaciones fructíferos para toda la plantilla cuando en realidad, sólo benefician a sus enchufados.

Correos tiene las manos manchadas de sangre y nos consta que ni siquiera han ofrecido el pésame a las familias de las víctimas. Los directivos de la empresa, son auténticos depredadores, negreros sin escrúpulos, explotadores, que deciden desde sus despachos
condiciones draconianas de trabajo sin evaluar las consecuencias que ello comporta para la salud de los trabajadores.

Sin embargo, y pese a que nuestro margen de maniobra es reducido, no se lo pondremos fácil en el nuevo año.

¡La lucha continúa!

¡¡ FELICES FIESTAS Y PROSPERO AÑO NUEVO!!

La Pec Correos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s